Iglesias y Conventos del Cusco



Una buena manera de conocer una cultura y empaparnos de ella es adentrándonos en sus creencias,  sus prácticas y su espiritualidad. Es por esto que una buena manera de hacerlo es a través del descubrimiento de los lugares donde le rinden culto a sus dioses. En Perú, país eminentemente católico estos lugares son las iglesias.

Algunas de estas iglesias a visitar en la ciudad del Cusco  son las siguientes:

  • La Compañía de Jesús

Fue construida por vez primera por el general de la iglesia, Francisco de Borja, en 1566, aunque esta construcción colapsó con el terremoto de 1650. Su reconstrucción estuvo a cargo del arquitecto Juan Bautista Gilles y terminó en 1671.



La Compañía de Jesús, ha sido edificada a base de piedra labrada, siendo uno de los monumentos arquitectónicos que se puede usar como ejemplo del barroco colonial en América, que ha sido levantado sobre el Amarukancha, palacio panaca del Inca Huayna Cápac .

Por dentro, la Iglesia es bastante oscura, pero el altar ubicado sobre una capilla subterránea y revestido en pan de oro, es realmente admirable, pues cuando las luces se encienden es muy brillante. Además, cuenta con un retablo hecho de oro, decorado con columnas coronadas, presentando también una imagen de la Virgen.

Esta iglesia guarda una gran riqueza artística, pictórica (presenta lienzos de la boda del sobrino de San Ignacio de Loyola y una ñusta de estirpe inca) y en el tallado; y no solo en su interior, sino también en su exterior, constituyéndose así como una obra de gran opulencia y excelente ubicación; es por esta razón que fue raíz de grandes disputas entre el clero cusqueño y los jesuitas.

  • La iglesia y convento de Santo Domingo

Se encuentra ubicada en la plazoleta Santo Domingo, en la intersección de la Av. El Sol y la calle Santo Domingo. Era el principal templo de los quechuas, donde se le rendía culto a las deidades ligadas a la agricultura.

La Iglesia, como el Convento, han sido edificados sobre la estructura del Qorikancha -’recinto de oro’-, principal templo inca donde se le rendía culto al Inti -’dios Sol’-, donde las paredes estuvieron recubiertas por láminas de oro, según manifiesto de los cronistas de la época.



Actualmente, la Iglesia cuenta con tres naves y una plataforma en forma de Cruz Griega. Su fachada responde a características platerescas y su torre es de tipo barroco con tendencia a churrigueresco.

  • La iglesia y convento de La Merced

Fundada en 1536. Se encuentra ubicada en la Plazoleta Espinar y también colapsó con el terremoto de 1650. Su reconstrucción duró entre 15 y 20 años.

El Convento de La Merced, cuenta con portadas de tipo manierista, sillería de coro plateresco y una muestra importante de óleos, como el San Laureano de Basilio Santa Cruz Pumacallao, del siglo XVII, una imagen de la Señora de la Misericordia, y retablos sobre los que descansan el Señor de Huanca y la Cruz del Padre Urraca.

Antiguamente, este convento contaba con cuatro claustros, de los que quedan hoy solo dos, donde uno de ellos es el colegio de La Merced. Actualmente, cuenta con tres naves, una elevada y otra rebajada, y su plataforma es de tipo Cruz Griega.

En los claustros que subsisten hasta hoy podemos encontrar varios cuadros y fragmentos murales que representan la vida de Don Pedro de Nolasco, quien fuese el fundador de la orden Mercedaria, pintados por Ignacio Chacón.

Además, en La Merced se encuentra la ya famosísima joya denominada como “Custodia de la Merced”, hecha en oro de 24 quilates con incrustaciones de 1518 diamantes, 615 piedras preciosas como rubíes, topacios y esmeraldas, y una gran perla en forma de sirena (la segunda más grande del mundo); también aquí se encuentran enterrados los restos de Diego de Almagro; “El Viejo” de 1535 y de “El Mozo”, de 1542.  El primero de estos personajes fue uno de los conquistadores que llegaron a Perú y es considerado como el descubridor oficial de Chile; mientras que el segundo, gobernador del Perú entre 1541 y 1542.

  • La iglesia y monasterio de Santa Catalina

Se encuentra ubicada en Santa Catalina Angosta s/n. La iglesia y Monasterio de Santa Catalina fueron fundadas en 1605, sufriendo en 1650 las consecuencias del terremoto, por lo que tuvieron que se reconstruidas.

La Iglesia cuenta con altares de estilo barroco que fueron obras de los maestros Diego Martínez de Oviedo y Pedro de Oquendo, en el siglo XVII; los óleos han sido firmados por Juan Espinoza de los Monteros y Lorenzo Sánchez de Medina en el segundo tercio del mismo siglo. También cuenta con un púlpito y un maravilloso museo.

El Convento, fue fundado en 1599, originalmente ubicado en la ciudad de Arequipa; pero después del terremoto y la erupción del volcán Omate , que trajo serias consecuencias a esta ciudad, se decidió trasladarlo a la ciudad del Cusco, donde se terminó de construir en 1643, para sufrir en 1650 otro terremoto con el que terminó de devastarse por completo, razón por la que se edificó nuevamente, culminando las obras en 1669.

Como dato extra, les contamos que las religiosas de Santa Catalina son reconocidas por sus dulces de almendras y sus mazapanes.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *